Páginas vistas en total

jueves, 24 de abril de 2014

El Arcángel de Luz

Hola amigos:
Tras mucho tiempo ausente, hoy os traigo la reseña de una novela que me cautivó en su día, cuando era un simple manuscrito que deseaba convertirse en un libro al alcance de todos vosotros.
Se trata de El Arcángel de Luz, de Raquel Cruz

Os dejo la sinopsis:
¿Qué pasaría si un día descubres que no eres quién crees ser?
¿Cómo aceptarías que tu destino no es el que con esfuerzo habías proyectado?
Dana es periodista, intrépida, rebelde e insolente. Y su único propósito es ganar el juicio contra el hombre que quiso asesinarla.
Abel Rumsfeld es el abogado de la defensa y el ser más perverso sobre la faz de la tierra. No dudará en usar todo su poder para salirse con la suya.
La rivalidad y animadversión saltará enseguida entre ellos. Pero las circunstancias se sucederán y la hostilidad se convertirá en otra clase de sentimientos mucho más intensos. Hasta que Dana descubre una verdad que amenaza con poner en jaque el mundo de los humanos. Porque el verdadero origen la Biblia nunca se ha escrito y una guerra declarada desde el principio de los tiempos está a punto de comenzar ahora.

Bien amigos lectores, con esta trepidante sinopsis nos introducimos en un libro cargado de un millón de situaciones de todo tipo: cómicas, trepidantes, alocadas, ardientes, giros inesperados, amor. Tantas y tantas cosas que la autora ha sabido plasmar con una maestría que solo poseen los grandes autores capaces de crear historias que nos atrapen, envuelvan, seduzcan y complazcan.
Os dejo un par de escenas que a mí me han encantado. Por supuesto son del principio del libro, porque no quiero destriparos nada de lo que se acontece en esta maravillosa novela.

A medida que me descalzaba un pies sientiéndome más desahogada y por fin fui libre cuando lancé el zapato contra Abel Rumsfeld, mandando ambos al cuerno. Los asistentes siguieron el rumbo del proyectil en tensión, igual que el disparo de un futbolista a punto de marcar un gol. Pero, en el último momento, él lo esquivó como si tuviera ojos en la nuca, y finalmente fallé.

Así es Dana de alocada. Porque esta chica es de lo más alocada, temeraria y rebelde. Un momento de la novela que nos hace comprender que con Dana no se juega y que será capaz de todo.

Otro de los momentos que me ha gustado mucho es el que a continuación os dejo, porque pone de manifiesto los contradictorios sentimientos que Dana llega a sufrir por Abel. 

Me escabullí entre el hueco de uno de sus brazos y corrí hacia la calle. Si pretendía darme alcance pensaba gritar pidiendo ayuda. Pero, de ser el caso, seguramente habría encontrado la manera de atraparme sin levantar sospechas. Y pensar que había sentido ganas de volver a verle. Realmente debía de estar loca.

Como he comentado, en su día tuve el placer de leer esta novela cuando no era más que un manuscrito que luchaba por hacerse hueco en el difícil mundo de la literatura. Recuerdo que le dije a Raquel, "nena, tú verás cómo lo haces, pero lucha para que tu libro esté en las librerías de todo el mundo, porque es muy bueno" Me hizo caso, o mejor dicho, luchó por su sueño, el de ver a su "bebé" en las manos de todos vosotros. Y doy gracias por ello, porque así podréis disfrutar de una novela deliciosa, trepidante, alocada y que incluso os hará plantearos muchas cosas. 

Encantadora, maravillosa, elocuente, alocada, divertida, apasionada, trepidante, dicharachera, fantástica, emocionante, cautivadora, arrolladora. Todo esto y mucho más es El Arcángel de Luz.

Mi nota: 12 sobre 10
La novela se puede adquirir en cualquier librería, así que, ¿a qué esperáis para ir a comprarla?

Feliz lectura a todos!!!!

Facebook de Raquel Cruz
Twitter de Raquel Cruz
Web de Raquel Cruz

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada