Páginas vistas en total

viernes, 6 de mayo de 2011

El Ticket de tu Vida


Bueno, cómo ya sabéis, yo tengo el mal vicio de dejarme guiar por el título de un lirbo. Eso es lo que me hace que decida comprarlo y leerlo. Pues bien, siguiendo esa mala, malísima costumbre, yo jamás hubiera comprado este libro, pero...
siempre hay un pero.
Tengo una amiga un tanto especial. Una de esas personas con la que no necesitas estar todos lo días, pero que cuando la necesitas, aparece. Se llama Alma. Y no pudieron ponerle un nombre mejor.
El caso es que Alma, sabía por qué estba escribiendo mi primera novela, El Ángel de la Destrucción, y en mi cumpleaños, me dijo; te he comprado un libro, creo que te va a gustar.
Cuando me lo dio y lo abrí y vi el título, pensé, ¡BUF! ¿A ver quién se lee esto?. En esa época me había dado por leer libros de fantasía romántica, como vía de escape a lo que acontecía en mi vida. Le dediqué una sonrisa a Alma (estoy segura que era plenamente consciente de mis reticencias para leer el libro) y me fui a casa.
Metí el libro en la estanteria, y me olvidé de él. Pero... (otra vez con el dichoso pero) se me acabaron los libros de lectura y el presupuesto, así que cuchicheando entre la montaña de libros de mi estanteria, EL Ticket de tu Vida, me vio, y lo cogí entre las manos diciéndome a mi misma, lee el primer capítulo, y si no te gusta, te vas a la biblioteca.
Me senté en el sofá, comencé a pasar sus hojas y cuando me quise dar cuenta eran las tres de la mañana y me había leído la mitad del libro.
Es un libro fascinante, y sin ser un libor de auto ayuda, cuando lo terminé pense, ¿ésta es la vida que quiero? ¿quiero ser una cobarde y no enfrentarme a mis miedos? Pues no, no quiero.
Así que de ese libro, de ese maravilloso regalo que me hizo ALma, salió buena parte del empeño que he puesto en editar, publicar, y distribuir mi primera novela.
Así que desde aquí, Alma, mil millones de gracias por regalarme ese libro. Te debo una. Ya te invitaré a café, jajajajajaja.
Un beso, un abrazo y un mordisco.

No hay comentarios:

Publicar un comentario